(OroyFinanzas.com) – Tres de los grandes bancos de EEUU tienen opiniones divergentes sobre el futuro desarrollo del precio del oro. Mientras que los analistas de JPMorgan y Bank of America han mejorado considerablemente su pronóstico para el metal amarillo, Wells Fargo advirtió a los inversores internacionales ante una burbuja del oro que pronto podría estallar. Sin embargo, los factores que en los últimos meses han impulsado el precio del oro al alza siguen siendo los mismos. Es más, el problema mundial de la deuda se ha agudizado. Apenas existe una perspectiva de lucha y solución eficaz para la crisis.

La semana pasada JPMorgan ya anunció haber subido su pronóstico sobre el desarrollo del precio del oro. Los analistas de este banco estiman que antes de fin de año el oro podría alcanzar los 2.500$ por onza troy. Esta semana le siguió Bank of America (BofA), cuyos analistas calculan que en los 12 próximos meses el precio del oro subirá hasta los 2.000$ por onza troy. Los analistas del BofA justifican su optimismo con que las posiciones de oro físico no están expuestas a riesgo de crédito. La mayoría de los países en vías de desarrollo ya han sabido reconocer esta faceta. Ya llevan un tiempo diversificando sus activos, traspasando sus posiciones en dólares y euros a oro y activos denominados en otras divisas.

Asimismo, los mercados cuentan con que la Federal Reserve (Fed), el banco central de EEUU, aprobará nuevas medidas de liquidez financiera (QE3), por lo que el dólar seguramente seguirá devaluándose. El recrudecimiento de la crisis de la deuda en los países industrializados de Occidente hace que cada vez más inversores huyan hacia valores refugio como el oro y otros bienes tangibles. Cada vez más inversores parecen reconocer que tanto los EEUU como toda una serie de países europeos podrían llegar a tener problemas para pagar sus deudas en el futuro.

En cambio, Wells Fargo advirtió a los inversores ante una burbuja del oro que podría reventar muy pronto. En los últimos meses el precio del oro se ha visto impulsado sobre todo por la demanda especulativa por parte de los inversores. La vertiginosa carrera alcista del metal amarillo no es saludable. Según los analistas de Well Fargo, burbujas similares del pasado ya demostraron el daño económico importante que éstas pueden llegar a causar. Por ello, hay que advertir con antelación a aquellos inversores activos en el sector del oro.

Es una pena que ni los optimistas ni los pesimistas justifiquen su modelo de valoración. Al fin y al cabo los analistas bursátiles suelen explicar mediante métricas y ratios por qué valoran una compañía a un cierto precio objetivo, comparándolas con sus semejantes. Los analistas de materias primas miran la situación de oferta y demanda. Los analistas de divisas miran los fundamentales macro, tipos de interés crecimiento, deuda, etc. Pero cuando se trata del oro, las grandes casas siguen muy despistadas y no saben si tratarlo como una materia prima, una divisa, un instrumento de crédito o una compañía.

Fuente: Análisis GoldMoney Research:  Desacuerdo sobre el futuro del precio del oro

© OroyFinanzas.com

Más sobre

Marion Mueller es la fundadora y co-editora de OroyFinanzas.com desde 2004.