(OroyFinanzas.com) – En Suecia los jubilados ricos están en pie de guerra contra la prohibición del uso de dinero en efectivo. Los bancos suecos pretenden eliminar la utilización del dinero en efectivo y cada vez son más las sucursales que no ofrecen pagos en cash. Sin embargo, en el barrio de Östermalm en Estocolmo ahora los jubilados adinerados se defienden frente a la pérdida de la libertad que supone no poder disponer de su propio dinero.

Bandera Suecia

Suecia podría convertirse dentro de poco en una sociedad sin dinero en efectivo y según informa Svenska Dagbladet, el principal periódico conservador, la conversión es inminente.

El tradicional banco sueco Swedbank anunció recientemente que ahora sus sucursales en Östermalm no van a pagar ni recibir dinero en efectivo. Östermalm es considerada la zona más próspera de Estocolmo y muchos de sus adinerados residentes tienen una avanzada edad.

Las instituciones financieras argumentan, que de esta forma se facilitarán los servicios bancarios para los clientes y al dinero de plástico le llaman “dinero inteligente”, lo que consecuentemente convierte al dinero en efectivo en dinero “estúpido”.  Los bancos se beneficiarán si todos los ahorros se mantienen controlados en las cuentas, en lugar de en dinero en efectivo.

Si se implanta un sistema sin dinero en efectivo ya no existirá el anonimato en las actividades de pago ni siquiera para pequeños recados y compras diarias. Más de una cuarta parte de las 1.200 sucursales bancarias suecas ya se han despedido del dinero en efectivo. Y paralelamente, la Unión Europea está impulsando enérgicamente el control de todas las transacciones privadas. La ventaja para la Unión Europea es evidente, los movimientos de las cuentas son mucho más fáciles de controlar que el dinero en efectivo y a la vez permite realizar con mayor facilidad una confiscación o bail-in si fuera necesario. Si no hay dinero en efectivo, todo el dinero estará en el banco de esta forma se puede confiscar más y mejor.

La tendencia en Suecia de querer reducir el uso del dinero en efectivo se argumenta con que si no tienes nada que esconder no hay razón para usar efectivo. De lo que se olvidan los defensores de esta idea es que los gobiernos progresivamente dominan y controlan todos los datos sobre sus ciudadanos. Mientras un gobierno sea benigno no habrá razón para preocuparse, pero si tiene todas las herramientas para controlar a sus ciudadanos y pasa a ser un gobierno autoritario, ¿como se podrán proteger los ciudadanos?

Esta es una de las muchas noticias de la represión financiera como vimos recientemente en Francia.

Fuente: Deutsche Wirtschafts Nachrichten

© OroyFinanzas.com

 

Más sobre

Marion Mueller is the co-editor of OroyFinanzas.com since 2004.