(OroyFinanzas.com) – Fernando Herrera González es Doctor Ingeniero de Telecomunicación y Licenciado en Ciencias Económicas y Empresariales. Forma parte destacada de los Servicios Regulatorios de Telefónica, donde desarrolla su especialidad en regulación y diseño de la supervisión del mercado de las telecomunicaciones.

Fernando Herrera GonzálezSu Tesis Doctoral fue premiada con el Premio Víctor Mendoza 2012 que concede el Instituto de Estudios Económicos a la mejor Tesis Doctoral en el campo de la defensa del mercado y la libertad económica. Fue publicada en el mismo año bajo el sello del Instituto y con el título “Mitos sobre la regulación para la competencia. Aplicación de la Teoría Económica Austriaca al mercado de las telecomunicaciones en España”.

Miembro del Instituto Juan de Mariana, el doctor Herrera González trabaja especialmente por la divulgación de los conceptos básicos y la cosmovisión de la Escuela Austriaca de Economía. Muchos de estos elementos pueden encontrarse en esta entrevista concedida a Javier Santacruz Cano, en la que desarrolla su pensamiento acerca del dinero, la política monetaria, la reforma del sistema de reserva fraccionaria o la amenaza inflacionaria.

 (OroyFinanzas.com) – Para usted, ¿qué es el dinero? ¿Qué papel juega en la sociedad de hoy?

No se puede presumir la existencia de dinero, ya que procede de un descubrimiento empresarial en algún momento de dinero. Las dificultades de intercambio en los bienes llevaron a que las personas establecieran una mercancía común para llevar a cabo los intercambios. En una sociedad se estableció una mercancía y en otras otra distinta.

En suma, el dinero es un  invento surgido de un proceso emprendedor y cuya principal propiedad es que permite el cálculo de mercado. Por ejemplo, cuando a una persona se le ocurre un negocio, el dinero permite unificar las cuentas, estimar cuál debe ser el precio, cuáles son los costes y, por tanto, la rentabilidad del negocio. Si este balance es positivo, se podrá crear valor para la sociedad.

Un referente muy importante relacionado con la historia del dinero es la caída del Imperio Inca. La llegada de los españoles no justifica la caída del Imperio Inca. La cuestión de fondo es que en la economía inca no existía el dinero. Este “hándicap” condena a las innovaciones tecnológicas a una difusión muy lenta o, incluso, a la desaparición. Aquí podemos ver hasta qué punto este descubrimiento empresarial (el dinero) ha sido, es y será importante en la vida de las personas.

(OroyFinanzas.com) – La existencia de un monopolio de emisión de moneda, ¿qué consecuencias tiene sobre la economía y especialmente sobre el valor del dinero?

Ésta es una cuestión en la que la mayoría de las escuelas de pensamiento se han puesto de acuerdo. Los monopolios legales son malos, cuando no nefastos para el bienestar de los individuos. Su existencia genera todo tipo de ineficiencias dinámicas (falta de innovación, falta de competencia, ausencia en calidad del producto,…) Si, además, el monopolio está asentado sobre uno de los bienes fundamentales en el sistema económico, los efectos son todavía peores.

Este monopolio legal no se basa sobre criterios económicos, puesto que no sigue a otros monopolios que sí se preocupan por generar rentabilidad y valor añadido para la economía. A las desventajas de ser un monopolio legal se suman las desventajas ocasionadas por los intereses particulares de los que controlan dicho monopolio.

(OroyFinanzas.com) – ¿Cree que la política monetaria que han seguido la mayoría de los bancos centrales ha contribuido a la generación de la crisis actual?

Esta cuestión está íntimamente ligada a la explicación de la existencia desde principios del siglo XX de continuos y recurrentes ciclos económicos. La política monetaria es la causa última de estos ciclos, puesto que se permite una expansión del dinero disponible sin que esto tenga reflejo en activos reales.

Hay gente que piensa que creando dinero se crea riqueza. Sin embargo, si nos sentamos un poco a pensar nos daremos cuenta de que tener, por ejemplo, más billetes no implica ser más rico: simplemente tienes más billetes en tu bolsillo.

Todo el dinero de nueva creación y que no se encuentra con respaldo en activos reales se hace indistinguible del dinero generado a partir de riqueza real. En este sentido, toda la expansión del crédito genera nueva actividad económica que se revela insostenible en cuanto se deja de inyectar más dinero en la economía.

Esto en sí es una cuestión problemática. Cuando estas actividades “artificiales” quiebran, el efecto es devastador sobre el resto del sistema.

(OroyFinanzas.com) – A su juicio, ¿qué aspectos deberían cambiar en la política monetaria? ¿Podría dar algún ejemplo?

La reforma monetaria más ambiciosa y más interesante que pueda contemplarse es el establecimiento de un sistema de libre circulación de monedas respaldadas mediante un sistema de reserva 100%. En este sistema, carece de sentido el hablar de política monetaria, ya que ésta se difumina entre las decenas o cientos de decisiones que toman los emisores privados en cada momento y en cada circunstancia.

(OroyFinanzas.com) – Los instrumentos de política monetaria como la Regla de Taylor o, por el contrario, los modelos de equilibrio dinámico con Curva de Phillips, ¿merecen una revisión o todavía son válidos para instrumentar la política monetaria?

Todos estos instrumentos (Curva de Phillips, modelos de equilibrio dinámico o la regla de Taylor) carecen también de sentido en un mundo de competencia entre emisores de moneda.

 (OroyFinanzas.com) – Las sucesivas expansiones monetarias de los últimos años, ¿considera que van a terminar en un proceso inflacionario? ¿Qué medidas habría que tomar para frenar este hipotético caso?

Debemos matizar el concepto de inflación y qué entendemos por ella. La mayoría de los analistas y agentes piensan que la inflación es la subida de los precios de los bienes de consumo (IPC).

La palabra inflación viene de “inflar”, o aplicado en el campo en el que nos movemos, inflar la cantidad de dinero en circulación. Esto está sucediendo ya y lo está haciendo desde hace varios años mediante la creación de dinero sin respaldo real. Ahora bien, ¿los precios van a subir? La respuesta es evidente: sí.

No hay más que ver lo que está ocurriendo en las Bolsas y en los mercados de deuda. Los precios de las acciones y los bonos están en plena ebullición y han subido en un proceso que podemos calificar como “burbuja”. Sin embargo, no estoy  en condiciones de asegurar que los precios al consumo vayan a subir de forma rápida y evidente. Todo dependerá de los bancos y su disposición a abrir el grifo del crédito para estimular el consumo.

Este artículo forma parte de una serie de entrevistas semanales con los economistas mas destacados de España y Latinoamérica sobre el dinero, la política monetaria y el sistema financiero. Para leer las otras entrevistas actualizaremos esta página todas las semanas “Entrevistas sobre el dinero, la política monetaria y el sistema financiero” y explicamos por qué preguntamos sobre estos temas.

© OroyFinanzas.com

Más sobre

Co-editor de OroyFinanzas.com, Licenciado en Ciencias Económicas por la Universidad Complutense y Máster en Econometría por la Universidad de Essex.