- OroyFinanzas.com - https://www.oroyfinanzas.com -

Los especuladores intradiarios invierten en el YEN

(OroyFinanzas.com) – El euro no está siendo capaz de sacar provecho de los datos de confianza empresarial que se publicaron ayer en Alemania -que no fueron tan negativos como se pensaba- ni de las peticiones semanales de subsidios de desempleo en Estados Unidos -que subieron más de lo estimado-. Como se esperaba, el incremento de los precios del petróleo hizo mella en el IFO alemán. Sin embargo, su retroceso fue inferior al previsto, lo cual ha permitido que el euro se coloque tímidamente por encima de la cota de los 1.21 dólares. No obstante, los inversores no acaban de mostrar demasiada confianza en la economía europea.

Lo que el dólar no puede soportar es la presión alcista del yen, sobretodo tras conocerse ayer los datos de la balanza comercial en Japón. La divisa del país del sol naciente está siendo la más pujante en estos momentos, impulsada, además, por las cifras difundidas por el Gobierno nipón sobre las inversiones procedentes del exterior, que han mejorado una semana más, lo que da idea de que los inversores internacionales se han vuelto a fijar en el yen. De hecho, la demanada de yenes ha aumentado notablemente a nivel interbancario, repercutiendo en beneficio de la cotización de la divisa nipona.

Es cierto que la economía japonesa ha dado en los últimos días ciertos síntomas de debilidad, pero todo ha sido contrarrestado por el descenso del precio del petróleo, que acumula cinco días consecutivos de caídas. Esta corrección del crudo ha propiciado que el USD/JPY vuelva a cotizar en el área de los 109 yenes por dólar, una vez que el temor a una ralentización económica en Japón a causa del encarecimiento del petróleo se está disipando. (A pesar, por cierto, de que en el mes de julio el paro en Japón ascendió desde el 4.6% hasta el 4.9%, unas tasas, no obstante, aún bajas).

Así, el sesgo del USD/JPY es claramente bajista en estos momentos y las ventas en este cruce de divisas están favorecidas. Tenemos un objetivo muy apetitoso en el nivel de los 108.70 yenes por dólar, dónde coincide la media móvil de las últimas 200 sesiones. No obstante, no creo que el mismo pueda ser alcanzado en la sesión de hoy.

Las resistencias del dólar frente al yen se hallan en el 109.70 (media móvil de 10 sesiones), 110.10, 110.50 y 110.90 (este último, es el 61.8% de la caída 112.10-108.95). En cuanto a los soportes, los más importantes son los siguientes: 108.95 (mínimo del pasado día 20), 108.79 (mencionada media móvil de 200 sesiones), 108.10 (mínimo del 19 y 20 de julio) y el bajo de los 107.55 yenes por dólar, dónde el billete verde rebotó el pasado 12 de julio.

Y mientras el yen se erige como la divisa más rentable del momento, los dos presidentes de los bancos centrales más importantes del mundo, el norteamericano Alan Greenspan y el francés Jean-Claude Trichet, se esfuerzan en minimizar los efectos de la subida de petroprecio sobre sus economías. Las declaraciones de Trichet y Greenspan se producen después de que ambas economías hayan dado muestras de desaceleración durante el segundo trimestre del año y el pasado mes de julio.

Como recordaréis, el lunes, uno de los gobernadores de la Reserva Federal, Ben Bernanke, fue más rotundo en su « optimismo » y aseguró que las elevadas cotizaciones del crudo no van a descarrilar lo que parece en estos momentos una expansión que sigue regenerándose.

También, la semana pasada, algunos políticos como el secretario del Tesoro de Estados Unidos, John Snow, no habían ocultado su disgusto al afirmar que los altos precios actúan como un impuesto sobre la economía. De hecho, en julio la economía norteamericana solo creó 32.000 empleos, contra una media próxima al cuarto de millón mensual desde febrero.

No obstante, los participantes en el Mercado FOREX se encuentran más escépticos sobre la eovlución de las primeras economías mundiales, especialmente de cara al próximo año, cuando el crecimiento podría menguar en medio punto con precios medios de 35 dólares a 40 dólares.

De momento, sobre 63 economistas encuestados por la agencia Reuters, 11 creen que el BCE subirá sus tipos de interés (2%) ya este año, frente a 38 que apuestan por la primera mitad de 2005 y 5 más adelante. Motivo: conseguir que se refuerce el consumo privado para compensar la desaceleración de la economía global.

Por el momento el dólar se mantiene gracias a la caída de los precios del crudo, que ha descendido a niveles de 43 dólares por barril, el nivel más bajo en lo que va de agosto. El presidente de la OPEP, Prunomo Yusgiantoro, espera que continúe el declive, con la expectativa de ver el precio alrededor de los 30 dólares por barril. Ha declarado que la OPEP discutirá un posible incremento en los límites de la oferta del petróleo en la junta programada para el 15 de septiembre.

Entretato, el EUR/USD se mantiene dentro de un rango muy estrecho de negociación, cotizando de nuevo por debajo de los 1.21 dólares por euro. Los soportes empiezan en el piso de los 1.2040 dólares por euro, seguido de los 1.20 y los 1.1970 dólares por euro (este último, mínimo observado el pasado 4 de agosto). Las resistencias comienzan en el 1.21 y continúan en los 1.2120 y los 1.2170 dólares por euro.

En el Reino Unido, la inversión en negocios durante el segundo trimestre ha mostrado un incremento del 0.5% respecto al trimestre anterior, mientras el número de hipotecas aprobadas han caído en julio un 20% respecto al mes de julio del año pasado, marcando un nuevo mínimo desde el pasado enero. La libra esterlina se encuentra ahora en el soporte de los 1.7980 dólares, cerca del mínimo de hace 3 meses (1.79). Las resistencias clave se observan en el 1.80 y el 1.8030, mientras que los soportes se ubican en los 1.7930, 1.79 y 1.7880 dólares por libra.

En unos minutos, en el Reino Unido se publicará la revisión del PIB del segundo trimeste. Los participantes en los cruces con la libra esterlina debéis estad atentos a esta cifra, para comprobar si la subida de los tipos de interés está comenzando a poner límites al desenfrenado gasto del consumidor, que podría continuar con la sorprendente tendencia a la baja inicidada en el primer trimestre.

Por la tarde, en Estados Unidos, conoceremos la primera revisión del PIB del segundo trimestre, que conicitará especial interés en un momento en el que los inversores se dividen entre el optimismo y el pesimismo con respecto a las perspectivas a corto plazo de la economía norteamericana. A priori, la corrección al alza de los datos de consumo, construcción e inventarios en el mes de junio debería conducir a una revisión al alza del dato de crecimiento, pero no hay que olvidar que el déficit comercial alcanzó un nuevo máximo en junio. Teniendo en cuenta estos datos contradictorios, las previsiones del PIB norteamericano oscilan entre una revisión a la baja del 2.3% hasta una revisión al alza del 3.6%.

También conoceremos la revisión del índice de confianza de la Universidad de Michigan, que podría experimentar una ligera revisión alcista en agosto, aunque ésta quedará lejos de la cota alcanzada en julio.

En fin, la sesión de hoy se presenta interesante, como todos los viernes, con potencialidad de buenos recorridos a la vista.

Gracia Bodelón

Fuente: ACM – Advanced Currency Markets

© OroyFinanzas.com

[1]