- OroyFinanzas.com - https://www.oroyfinanzas.com -

Ataques terrorista dejan huella sobre la libra esterlina

(OroyFinanzas.com) – Golpe terrorista en pleno corazón de Londres. Una serie coordinada de atentados en la red de metro y autobuses provocó ayer una bárbara matanza que ha levantado una ola de profundo dolor y estupor en el Mundo.

Las explosiones, preparadas y ejecutadas sin previo aviso (tan similares a las de los trenes del 11-M madrileño del 2004), se han atribuido al terrorismo de inspiración islamista. En concreto, un grupo integrista que se dice miembro de la red de Al Qaeda ha reivindicado estas acciones, amenazando con atentados semejantes en otros países europeos como Italia y Dinamarca.

Los terroristas no podían haber elegido una fecha más apropiada. Ayer, Londres se entregaba a la alegría de haber obtenido los Juegos Olímpicos del 2012. Rebosaba de júbilo y exultaba felicidad bajo los destellos de los medios de comunicación. Al mismo tiempo, Tony Blair acogía en Escocia al G-8. Por lo tanto, el mundo entero tenía razones suplementarias, políticas y geopolíticas, para tener los ojos puestos en el Reino Unido.

La masacre, dirigida contra población civil indefensa, es de una crueldad pavorosa, puesto que se cometen en lugares de alta densidad de personas donde no existe opción para escapar. La logística de la muerte de este tipo de terrorismo es implacable y fría. La simultaneidad con que se cometieron los atentados de Londres recuerdan trágicamente a los perpetrados en Madrid el 11-M, que causaron 192 muertos, todos ellos usuarios de trenes de cercanías, en su mayoría trabajadores y, en un considerable número, inmigrantes. El mismo proceder en Madrid y Londres.

Este terrorismo internacional apunta contra Occidente en su conjunto, pero también contra una determinada idea del mundo que, precisamente desde la cumbre del G-8 de Escocia, Blair intentaba impulsar.

Pero, como dice Michel Wieviorka, profesor de la Escuela de Altos Estudios en Ciencias Sociales de París, cuando el terrorismo golpea y las bombas explotan, la emoción y el desasosiego son máximos y resulta difícil hablar con algo de distancia y reflexión. Porque, en materia de terrorismo, quienes saben no hablan y quienes hablan no saben.

En los mercados cambiarios, la onda expansiva de las bombas ha dejado huella sobre la libra esterlina, de la que los inversores han huido. El par GBP/USD ha perdido así la figura de los 1.74 dólares por libra, la cota más baja que se registra desde diciembre del 2003, aunque en este cruce ya llueve sobre mojado, ya que la paridad lleva depreciándose un 8.9% en lo que va de ejercicio.

Caídas, éstas, muy rentables que, como sabéis, se han debido a los constantes rumores de las intenciones del Banco de Inglaterra de recortar los tipos de interés para combatir la ralentización económica. Ayer, de hecho, hubo reunión del Banco de Inglaterra para considerar una eventual rebaja de tipos, aunque finalmente se optó por mantenerlos invariados.

Y es que la masacre de Londres se ha producido en un momento de gran vulnerabilidad de las finanzas británicas, lo que puede hacer más pronunciado el frenazo económico y añadir más presiones sobre la esterlina, que ya atraviesa una coyuntura negativa que está siendo bien aprovechada por los participantes en el par GBP/USD. Los ataques no han hecho más que exacerbar esta tendencia. El Banco de Inglaterra ya rebajó el pasado 11 de mayo el crecimiento esperado de la economía del Reino Unido del 2.7% al 2.6% mientras el Mercado sigue siendo objeto de ventas, estando ya a punto de perder la zona de soporte de los 1.7355/1.7340 dólares por libra.

En medio de todo esto, el euro sigue flirteando con los 1.19 dólares, con grandes probabilidades de pérdida de dicha referencia, lo que le llevaría al piso de los 1.1865 dólares por euro y, más abajo, hacia los 1.1825/1.1800. En cualquier caso, no hay que perder de vista que esta tarde tenemos el dato de creación de empleo en Estados Unidos, en el que las previsiones quizás estén pecando de optimistas. Datos previos: +78.000 empleados no agrícolas creados y tasa de paro del 5.1%. Previsiones: +190.000 empleos y 5.1 %s de tasa de paro. Ya sabéis que cualquier desviación fuerte de las previsiones puede provocar potentes recorridos en los cruces.

No en vano, la cifra de empleo americano es la que, tradicionalmente, ha generado más volatilidad: en términos medios, en los 20 minutos siguientes a la publicación se suelen ver movimientos de unos 124 puntos. Para el billete verde, lo ideal, claro, es un dato por encima de lo esperado, para que los tipos americanos sigan subiendo.

El jueves de la semana que viene participaré en FXstreet.com con una sesión de preguntas y repuestas en la que desvelaré hacia dónde se dirige el EUR/USD. Será una sesión sencilla, clara, transparente y eminentemente práctica, pensada para todos aquellos que, efectivamente, estáis ahora mismo operando el cruce EUR/USD y cada día me hacéis preguntas directas que requieren respuestas concisas y sin rodeos. No entraremos en complicaciones técnicas ni en discursos macroeconómicos. Hablaremos de escenarios probables, niveles y objetivos.

Desde aquí aprovecho la ocasión para agradecer a mis colegas y amigos de FXstreet.com por esta invitación que, desgraciadamente, tuve que posponer en varias ocasiones en el pasado por cuestiones de Agenda. Finalmente, en el mismo aniversario de la Revolución Francesa, 14 de Julio, tendremos nuestra primera Sesión de Preguntas y Respuestas: ¿Hacia dónde se dirige el EUR/USD?

En cuanto al crudo, los precios han retornado hoy a niveles cercanos a su máximo históricos, los 62.10 dólares en Nueva York, tras las pérdidas de la sesión previa, al esperarse que los ataques en Londres tengan un impacto limitado en la economía mundial. Los futuros del crudo estadounidense para entrega en agosto se pagan ahora a 61.60 dólares por barril, un 0.8% más caros, aunque ha llegado a marcar los 61.73 dólares.

A estas horas los efectos de los atentados ya se han diluido en el FOREX, con la excepción de la libra esterlina, que está descontando unas mayores posibilidades de que el Banco de Inglaterra baje tipos en 25 puntos básicos. No hay que olvidar que esto ya era algo que estaba en la cabeza de algunos miembros del Banco y, tras los sucesos de ayer, hay más posibilidades. Algunos rumores apuntaban a que el Banco podría reunirse hoy para decidir un recorte de tipos de interés para reactivar la economía tras los atentados de ayer. Pero esos rumores han sido rechazados.

Por último, la reunión del G8 ya ha terminado y en el comunicado que se ha dado hace escasos minutos no hay mención alguna al FOREX. Como esperábamos.

Fuente: ACM – Advanced Currency Markets

© OroyFinanzas.com

 

[1]