- OroyFinanzas.com - https://www.oroyfinanzas.com -

El dólar relanzado por el mercado laboral

(OroyFinanzas.com) – Broche de oro para una semana magnífica en el Mercado FOREX.  El dato que todo el mundo esperaba – el informe de empleo de EEUU para el mes de febrero – no ha decepcionado, propulsando al dólar a revalorizaciones importantes ante sus principales contrapartidas, que lo han llevado a sus niveles más altos en un mes frente al yen.

La creación de 243 K empleos en febrero, frente a los 210 K esperados, a pesar de una climatología desfavorable, unida al crecimiento de las ganancias medias por hora, que alcanza un 3.5 % interanual, ha reforzado las expectativas de los participantes en el Mercado sobre futuras subidas de tipos en EEUU.

El buen tono del mercado laboral, y especialmente la aceleración salarial han motivado que quienes piensan que la FED va a subir los tipos por encima del 5 % sean cada vez más numerosos.

Las divisas más afectadas por la revalorización del dólar han sido el yen y la libra. La divisa nipona ya venía debilitada por la caída del 3.5 % en el gasto de los consumidores de enero, y también por el recorte del 6.5 % en las órdenes de maquinaria del mismo mes. Además, ha quedado claro que los operadores piensan que la matizadísima decisión del BoJ de volver a utilizar los tipos de interés para guiar la política monetaria, no va a tener ningún efecto real sobre la economía o la valoración del yen en el corto plazo.

De este modo hemos visto a USD/JPY situarse con facilidad por encima de una primera referencia en 118.45-50, asociada además a una directriz bajista que limita una figura de consolidación, cuya ruptura podría dar lugar a la confirmación de que la tendencia alcista en el par sigue estando vigente.

Los altos de la sesión asiática en 118.70 fueron superados con el dato, y también la siguiente resistencia en 1.1900. Un cierre de la semana a estos niveles sería una paso importante para confirmar la continuación alcista de USD/JPY, en lo que sería el evento técnico más importante en lo que va de año.

Por lo que se refiere a la libra, el hecho de que la británica sea la única de las principales economías cuya contribución al crecimiento no se esté acelerando, la hace tener pocas posibilidades de que los diferenciales de tipos se muevan a su favor en el futuro cercano. La semana próxima conoceremos datos sobre el sector minorista y el mercado laboral que sin duda influirán en las expectativas sobre la evolución de sus tipos de interés.

Hoy GBP/USD ha sido muy vulnerable desde que perdió soporte en 1.7330 con la publicación del dato de empleo, que ha llevado al par a penetrar el siguiente soporte en 1.7280, y perder otros 50 puntos básicos hasta encontrar apoyo en 1.7230, a medio camino de soporte en 1.7190.

La libra no ha conseguido situarse con claridad sobre la EMA(200) desde que se confirmó la tendencia bajista actual en mayo de 2005. En las últimas sesiones las caídas se han acelerado hasta el punto de poner en peligro los mínimos de noviembre en 1.7050, que son los niveles más bajos en más de dos años.

USD/CHF ha aprovechado el dato para dejar atrás una resistencia incómoda en 1.3150-55, y subir dos escalones más: 1.3195 y 1.3235-40 donde los avances se han frenado. Estamos de nuevo muy cerca de los máximos de noviembre pasado en 1.3285, cuya superación confirmaría una figura de vuelta que ha estado formándose durante más de dos años, y que, de confirmarse apunta a un potencial de revalorización cercano a las 20 figuras. Estamos, pues, ante niveles muy importantes desde el punto de vista técnico.

Terminamos con EUR/USD, que hoy no ha protagonizado los movimientos más espectaculares porque el soporte clave en 1.1870-65 ha hecho bien su trabajo, conteniendo las caídas tras la ruptura de 1.1915. La situación de la divisa europea no llama tanto la atención técnicamente como la del franco suizo o el yen, pero la tendencia bajista está ahí, y los mínimos de noviembre en 1.1640, aunque bien defendidos, no parecen estar muy lejos.

Las expectativas de subidas en los tipos de interés, y la revalorización del dólar han terminado pasando factura al oro, que tras dos intentos fracasados para progresar por encima de 570 $, está negociando un cierre que podría estar por debajo tanto de soporte en 536 como de la EMA(50), lo que pediría a gritos una corrección más profunda, quizás en busca de los 500 $.

La semana próxima será decisiva para comprobar si el sentimiento alcista sobre el dólar tiene continuidad. Dependerá mucho de datos como el IPC, las ventas minoristas, el flujo de fondos internacionales o la producción industrial.

Fuente: ACM – Advanced Currency Markets

© OroyFinanzas.com

 

[1]