- OroyFinanzas.com - https://www.oroyfinanzas.com -

Quo vadis, Plata? I

(OroyFinanzas.com) – Tras la lectura de mis dos anteriores artículos sobre el comportamiento del precio y de los diferentes componentes de la oferta y de la demanda de oro y plata, varios lectores me han comentado que sí, que ahora tienen una fuerte convicción para invertir en oro, aún cuando se previera una larga temporada deflacionaria.

Pero que la plata es otra historia, historia que para ellos se resume tras la lectura de mis artículos en lo siguiente:

1. El año de la deflación (2008) el precio de la plata bajó un 24%, mientras que el del oro subió un 5%. El consuelo de que el resto de materias primas y la bolsa bajaran cerca del 40% es bastante pobre.

2. Mientras que está muy confirmado que la producción de oro tiene una senda descendente, tal cosa todavía no se ha visto para la plata.

3. La demanda de inversión en la plata es mucho más volátil que en el oro, y además mucho más pequeña: el promedio de la demanda de inversión en el oro absorbía un 29% de la producción, mientras que sólo significaba un 13% de la de plata.

Todo lo anterior es cierto, pero matizable.

En primer lugar, vuelvo a repetir algo en lo que no hice mucho énfasis: la plata se obtiene en un 80% como subproducto de explotaciones mineras donde los metales principales son otros: cobre, zinc y plomo principalmente.

Los precios de estos metales principales son, por tanto, los que más influirán en la oferta de plata, pues esos precios serán los que determinen que se abran, cierren o mantengan en explotación los yacimientos de los que se obtiene el 80% de la plata que se produce en el mundo.

Si usted se dirige a la página web del Instituto de la Plata (http://www.silverinstitute.org/ [1]), podrá ver cuál es la producción de plata mundial, y qué empresas son las principales productoras de plata del mundo, y cuánto produjeron durante el año 2008.

Si después se dirige a las páginas de cada una de las 7 mineras principales, será informado de lo que han producido durante el primer trimestre de 2009.

Exceptuamos el caso de Minera Volcan, la cuarta empresa productora del mundo, y que no ofrece este dato en su página web, página que destaca por ser bastante pobre en la información que facilita al público. Y una vez que usted haga todo eso podrá ver que los datos siguientes no son una invención mía:

Como pueden observar, seis de las siete productoras principales de plata del mundo suministran el 25% de la producción mundial. Un muestreo que abarque el 25% de algo se suele considerar extremadamente fiable. Y con esa muestra les digo que la estimación de lo que la producción de plata va cayendo en 2009 con respecto a 2008 es del 4,4%. Una caída en la producción de más de un 4% yo diría que es algo serio.

Supongamos ahora algo que es mucho suponer, pero que no es descabellado y que no introduce en mis argumentos un sesgo a favor de mis tesis:

La producción mundial está bajando a un ritmo del 4,4%

Eso ha supuesto una reducción en la demanda de los metales básicos tal que a los precios vigentes ha sido de un 4,4%.

La demanda industrial de plata también se reduce un 4,4%.

Como el 80% de la producción de plata corre pareja a la producción de eso metales básicos, la producción de la plata bajará un 3,52% al margen de cualquier otro elemento del mercado.

A los precios existentes de la plata, su demanda de consumo industrial se reduce también en un 4,4%.

Si la plata sólo fuera un metal industrial, a los precios existentes se enfrentaría a una demanda neta inferior en un 0,88% (un 4,4% de reducción real menos 3,52% de reducción exógena inducida en la oferta de plata)

Es decir, los precios de la plata sólo tendrían que absorber una reducción del 0,88% en su demanda industrial. Pero añadan a eso que: La bajada en la oferta de plata por ventas de los gobiernos puede estar siendo del 5% de la producción , y llegar a ser del 10% de la misma.

El aumento de la demanda de inversión de plata (en un entorno deflacionario) ha mostrado ser de al menos un 4% de la producción (17% en 2008 menos 13% que viene siendo la media de los últimos años)

Es decir, por lo visto hasta aquí, sabemos que el entorno deflacionario tendría sobre la demanda neta de plata unos efectos mucho más limitados que sobre el resto de metales básicos. ¡¡Y más que sobre el oro!!:  consideren que el oro no tiene la característica tan acusada de la plata de ser subproducto de otros metales. Luego el precio del oro tendría que hacer frente a la caída en la demanda industrial del oro (77% de la producción en promedio) sin más ayuda que el previsible aumento de la demanda de inversión. No tendría una reducción exógena de su producción, con la que sí puede contar la plata en el entorno deflacionario.

¿Entienden por qué los expertos dicen que el mercado más difícil de entender es el de la plata?

Aben Jaldun

© OroyFinanzas.com