- OroyFinanzas.com - https://www.oroyfinanzas.com -

Los bancos centrales decididos a inflar

(OroyFinanzas.com) – Ayer los precios del oro y de la plata estuvieron al alza. Los futuros del oro Comex con vencimiento en febrero – los más comerciados – subieron 26,60$ (1,6%) y cerraron en 1.726,70$ por onza troy. Los futuros de la plata con vencimiento en marzo subieron 62 centavos (1,9%) y cerraron en 33,743$ por onza troy. El índice HUI de las acciones mineras de oro y plata tuvo un buen desarrollo después de las noticias que nos llegaron el miércoles desde el Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC), y siguió subiendo a primeras horas de la sesión de ayer. No obstante, más avanzada la sesión las acciones empezaron a vacilar [1]. Según algunos analistas, esto podría ser una señal de que los fondos de cobertura no confían lo suficiente en la sostenibilidad de esta última carrera de los valores de riesgo.

Sin duda alguna, en los últimos meses ha habido momentos en que alguna carrera alcista en las acciones y las materias primas se ha visto interrumpida una vez decayera el optimismo inicial. Esto ocurrió sobre todo en octubre del año pasado, cuando parecía que los líderes europeos habían conseguido diseñar un plan sostenible para lidiar con la deuda griega. No obstante, esta vez la situación es diferente, ya que los mercados empiezan a hacerse a la idea de que las autoridades monetarias del mundo no “desinflarán la burbuja” (por darle un nombre técnico).

A lo largo de los últimos meses hemos visto cómo se han ido sumando las evidencias que apoyan este hecho – ya fuera a través de una rápida expansión del balance del BCE, a través de los intercambios de swaps entre la Fed y el BCE, anunciados el pasado noviembre, o a través de los préstamos a tres años en valor de 489.000 millones de euros que el BCE ha facilitado a los bancos europeos como parte de su “operación de refinanciación a largo plazo”. El próximo mes tendrá lugar otra operación de este tipo (LTRO).

Asimismo, el Fondo Monetario Internacional está buscando maneras de aumentar sus opciones de rescate. Esta decisión seguramente generará controversia política en aquellos países que tendrán que suministrar más dinero de sus contribuyentes a la organización. Algunos republicanos de EEUU ya están protestando en contra de que los EEUU se impliquen en cualquier rescate de la eurozona. Pero han perdido el tren, porque el aumento de intercambio de swaps entre la Fed y el BCE fue claramente una ayuda a la eurozona que además evitó los riesgos políticos obvios que la Fed habría corrido si se hubiera decidido a comprar bonos europeos.

Del mismo modo, la importancia de cualquier nuevo acuerdo con el FMI podría inicialmente pasar inadvertido bajo el radar de la mayoría de los políticos y gran parte de los medios de comunicación, ya que se presentará en el lenguaje de la burocracia internacional, y no en un lenguaje comprensible. De hecho, desde la crisis del 2008 el FMI ha estado trabajando en pos de una mayor implicación en los rescates, y ha estado aumentando sus DEG (Derecho Especial de Giro o SDR en inglés), una especie de divisa de banco central mundial.

Las autoridades monetarias del mundo no se rendirán sin luchar, y sería muy ingenuo poner en duda su determinación a inflar la cantidad de dinero en circulación.

Fuente: Análisis GoldMoney

© OroyFinanzas.com

[2]