- OroyFinanzas.com - https://www.oroyfinanzas.com -

El pionero del “shale oil” ve un recorte de producción de petróleo para amortiguar la caída de precios

(OroyFinanzas.com) – El multimilllonario Harold Hamm es considerado en el mercado como el pionero de la inversión en técnicas de extracción de petróleo y gas mediante el conocido procedimiento del “fracking” o fractura hidráulica de las rocas, siendo en la actualidad el consejero delegado de la compañía radicada en Oklahoma, Continental Resources.

Con esta carta de presentación, su opinión es importante no tanto por lo que dice sino por el poder de decisión que tiene en un mercado en plena expansión como es el americano. Hace escasamente unas horas, Hamm ha hecho unas declaraciones en las que considera una bajada importante de la producción de petróleo ante el escenario de caída continuada de los precios de esta commodity.

Después de amasar una importante fortuna gracias a su atino inversor, desde el mes de junio, Hamm ha perdido más de la mitad de su riqueza por la caída de los precios del crudo, en torno a los 12.000 millones de dólares. El recorrido de los precios, causado por una abundancia relativa de oferta y escasez relativa de demanda, está siendo vigilado muy de cerca por la industria del “fracking”, la cual todavía se sitúa en un estadio temprano de la curva de aprendizaje y, por tanto, tiene que enfrentarse a unos costes de producción elevados como es natural en cualquier proceso de maduración tecnológica.

A juicio de Hamm, el recorte de producción en compañías como Continental es, sin duda, esperado tras la decisión tomada por la OPEP de no recortar la producción petrolera y mantenerla en los 30 millones de barriles que se suministran diariamente en la actualidad. Durante un tiempo, comenta Hamm, la industria del “fracking” parará en sus actividades más innovadoras, aquellas que suponen un mayor coste para las compañías hasta que no se produzca una recuperación a medio plazo de los precios, los cuales acumulan una caída del 36% desde máximos marcados en junio (en el caso del West Texas Intermediate).

En un escenario de caída de precios, una de las prácticas habituales es vender inventarios y producción mediante contratos de cobertura o hedging. Este procedimiento es muy habitual en la industria del oro, muy acostumbrada desde 2011 a una caída continuada de precios. Sin embargo, puede apreciarse una mayor elasticidad de las estructuras de costes de las compañías con respecto a cambios en el precio. Esto es, precisamente, lo que ha comenzado a hacer la industria del “fracking” abandonando explotaciones con elevados costes de producción y centrándose en campos como los de Texas o Dakota del Norte que están produciendo en máximos históricos con costes relativamente más bajos que el resto del sector.

La compañía de la que es presidente Hamm, Continental Resources, está sufriendo una corrección intensa en Bolsa, tal como puede apreciarse en el gráfico. Desde agosto, la cotización ha caído un 50%, afectada también por un “split” de dos acciones nuevas por cada una antigua de sus acciones tras haber acumulado una subida en 2013 del 58%. Según las estimaciones del consenso de analistas, el precio clave de sostenimiento de sus costes es 65 dólares el barril, aunque si se repite el patrón descendente uniforme que estamos viendo, el precio podría llegar a caer hasta 50 dólares barril.

Gráfico: Cotización de Continental Resources (2013-2014)

Continental Resources Shares 2013_2014

Fuente: Yahoo Finance

Tampoco están viviendo mejor esta situación el resto de compañías de “fracking”. Un índice compuesto por 14 compañías cotizadas en el Standard & Poor’s 500 del sector del “fracking” muestra una caída del 28% desde el máximo marcado por el petróleo el 20 de junio pasado. En este índice se registra el comportamiento no sólo de la compañía presidida por Hann sino también otras como Noble Energy o South Western.

© OroyFinanzas.com

[1]