¿Es una buena inversión un depósito estructurado en España? O cómo financiarse más barato

Ilustración de moneda euro pinchada

(OroyFinanzas.com) – En un entorno de tipos bajos como el actual, la búsqueda de productos de capital garantizado (a vencimiento) con un mínimo aceptable de rentabilidad, se ha convertido en misión compleja. Las letras del tesoro dan tipos negativos, los depósitos de toda la vida no pasan del 0,5% a 12 meses, los bonos a 10 años ofrecen tipos por debajo del 1%. Y es, en este entorno, donde han vuelto a surgir viejos conocidos de la afición inversora los depósitos estructurados.

A priori, uno puede pensar que los bancos, en su noble deseo de captar clientes emiten estos productos velando por sus intereses tipos posibles del 1,5% TAE a 18 meses se encuentran ahora en muchas entidades bajo ese formato. Incluso, ofrecen una mínima rentabilidad garantizada del 0,20% TAE si no se cumple la premisa de rentabilidad de dicho depósito.

Sin embargo, un mínimo análisis del mismo, nos da ya las primeras señales de que, muy posiblemente, la rentabilidad máxima mencionada no se conseguirá y, al final, el inversor en este tipo de productos se quedará con el cupón mínimo financiandose el banco con muy alta probabilidad solo al 0,20% TAE gracias a los modelos cuantitativos de sus matemáticos.

La rentabilidad máxima se liga a la evolución de un conjunto de acciones del Ibex-35. En un entorno alcista como el actual, uno podría pensar que será fácil que dichas acciones estén por encima de su valor inicial en 18 meses. Pero nada es gratis en este mundo y las acciones no se escogen al azar sino, todo lo contrario, buscando la máxima descorrelación entre ellas para que la parte del derivado que lo forma, sea lo más barato posible.

Esto supone que, las posibilidades de que el depósito estructurado pague es baja. Si tomamos el ejemplo, de un depósito que se está comercializando ahora mismo, ligado a Teléfonica e Iberdrola, lo tiramos hacía atrás 18 meses, resulta que hoy si pagaría el cupón del 1,5% TAE pues las 2 acciones habrían subido. Sin embargo, si la fecha de vencimiento la atrasamos a, por ejemplo, 2 meses, resulta que Iberdrola sí había subido pero, en el caso de Teléfonica, ésta estaba por debajo de su valor inicial. Por eso se buscan acciones sin correlación entre ellas para que las posibilidades de pago sean menores y, consecuentemente, la parte del derivado implícito en el depósito, sea lo más barato posible.

Como conclusión, podemos afirmar que nos encontramos ante una oferta de depósitos estructurados donde, la única realidad que podemos constatar, es el menor coste que tendrá el banco emisor en su búsqueda de financiación (pagará un 0,20% en vez de un 0,70% a 18 meses). La promesa de rentabilidad es incierta y poco probable lo que, unido a la baja liquidez que tienen estos productos (por su riesgo de mercado no compensará cerrar el depósito antes de vencimiento) lo hacen muy poco atractivo a mi entender. Y no olvidemos que, al tratarse de productos no MiFID muchos inversores se pueden ver, de nuevo, comprados en un producto que, en esencia, no entienden.

Javier Molina Jordà. Economista.

© OroyFinanzas.com

Suscríbase al servicio de análisis de los mercados, metales y Bitcoin de los analistas de OroyFinanzas.com con ideas de trading y análisis exclusivos para suscriptores del servicio premium de OroyFinanzas.com. Más información en este enlace.

© OroyFinanzas.com

Sobre el autor

OroyFinanzas.com
El equipo de analistas de OroyFinanzas.com y sus autores invitados para fomentar el entendimiento del dinero.

1 Comentario en "¿Es una buena inversión un depósito estructurado en España? O cómo financiarse más barato"

  1. Depósitos estructurados (?!)… … …X Dios, qué desatino! Ya no saben qué inventar para atrapar el dinero de los ciudadanos…

Comments are closed.

mencionado en: