- OroyFinanzas.com - https://www.oroyfinanzas.com -

¿Cómo solicita el Tesoro de EE.UU. préstamos a la Reserva Federal-Fed?

(OroyFinanzas.com) – Hay una idea errónea muy extendida en cuanto al funcionamiento de la Reserva Federal-Fed (Banco Central de los EE.UU.) y su relación con el Tesoro de los EE.UU. Según se cree, la Fed puede financiar indefinidamente al Tesoro de EE.UU. y el único requisito necesario es una llamada del presidente solicitando el préstamo. A esto se le conoce como la “facilidad del Tesoro para operar en descubierto”.

Una idea, tan extendida, que en realidad no es más que un mito porque el Tesoro tiene la obligación legal actual de solicitar estos préstamos poniendo como garantía la capacidad recaudatoria del Estado o con la emisión de valores en el mercado abierto.

Sin embargo el mito tiene una base sobre la que sostenerse porque en el pasado no siempre operaron las actuales leyes. Como bien se señala en este artículo [2], desde 1914 hasta 1935, la Fed podía prestar directamente al Tesoro mediante la compra de duda pública de nueva creación. Según se establecía en las leyes de entonces, la Fed podía “comprar y vender, dentro del país o en el extranjero, bonos y obligaciones de los EE.UU.” y también “facturas, pagarés, bonos de ingresos o warrants con vencimiento a partir de la fecha de la compra no más tarde de 6 meses”. Es decir, la Fed podía prestar directamente al Tesoro durante este primer período y su capacidad para materializar el préstamo se sustentaba de manera significativa por poder obviar los bonos del gobierno como garantía. De ahí el nombre de poder operar en descubierto.

Fue en 1935, cuando la Ley de Reserva Federal fue modificada para evitar que la Fed pudiera realizar compras directas de valores emitidos por el Tesoro. Esto se hizo mediante la inserción de una disposición en la sección 14 (b) de la Ley que exigía que todas las compras de deuda pública se llevaran a cabo en el mercado abierto. Así que, como resultado, el privilegio del descubierto dejó de existir.

Sin embargo, este servicio de descubierto fue reinstaurado el 27 de marzo de 1942, sólo unos meses después de los EE.UU. entraran en la Segunda Guerra Mundial. La Ley de Poderes de Guerra proporcionaba a la Fed la autoridad temporal para comprar directamente hasta $ 5 mil millones de valores gubernamentales del Tesoro. En concreto se permitió a la Fed comprar cualquier bono, pagaré u otra obligación de los Estados Unidos, siempre que estuvieran plenamente garantizados por los Estados Unidos en cuanto a principal e intereses, sin tener en cuenta los vencimientos, bien sea en el mercado abierto o de forma directa siempre que no excediera de los  5000 millones de dólares.

De esta forma y manera intermitente, entre 1942 y 1981, el Tesoro fue capaz de vender directamente ciertas obligaciones a corto plazo a la Reserva Federal a cambio de dinero. El Congreso concedió por primera vez esta posibilidad en 1942, y lo utilizó 22 veces hasta 1979, cuando se modificó algunos de los términos establecidos y se añadieron nuevos controles. Fue en 1981 cuando el Congreso terminó definitivamente con 39 años de los conocidos como “descubiertos del Tesoro”.

Uso de descubiertos del Tesoro con la Fed de 1940 a 1981

Uso de descubiertos del Tesoro con la Fed de 1940 a 1981

 

 

Ley de la Reserva Federal, modificada en 1981, incluía una estricta disposición sobre el “mercado abierto” que limitaba las compras de la Fed a “bonos, notas, u otras obligaciones que constituyen obligaciones directas de los Estados Unidos o que están plenamente garantizados por los Estados Unidos en cuanto al principal y los intereses, pudiendo ser comprados y vendidos, sin tener en cuenta los vencimientos, pero sólo en el mercado abierto”. Un cambio indicativo de la tendencia a establecer una banca central más independiente. En este sentido, el congresista George Hansen expresó este sentimiento bastante bien cuando afirmó que los “descubiertos del Tesoro” eran “una reminiscencia” de los días en que la Fed actuaba de soporte para la financiación del Tesoro, “cuando la política monetaria estaba claramente subordinada al objetivo de la financiación del déficit económico del Tesoro”. Concluyendo con que la política monetaria no debe estar subordinada “y podamos prescindir de los mecanismos mediante los cuales el Tesoro tuvo la última palabra para las operaciones de mercado abierto de la Reserva Federal”.

Y es en esta situación donde nos encontramos hoy en día. El Tesoro no puede financiarse directamente a través de la Reserva Federal aunque como vemos sí hay otras formas indirectas de lograrlo [3]. Por tanto, quienes siguen pensando que la Fed puede prestar de forma directa dinero al Tesoro de los EE.UU. se están basando en una estructura monetaria que se extinguió en 1981. El dinero helicóptero [4] es una de esas variantes.

[5]