- OroyFinanzas.com - https://www.oroyfinanzas.com -

La demanda de oro en Irán se disparará por las sanciones de EE.UU.

(OroyFinanzas.com) – Las sanciones previstas por EE.UU. contra Irán, puede provocar un repunte en la compra de oro en el país persa para su posterior venta.

Según el representante de Metals Focus Ltd. en Irán [1], la demanda de oro de Irán probablemente será “fuerte” en los próximos meses y luego disminuirá gradualmente a medida que las sanciones de Estados Unidos comiencen a surtir efecto. Para Cagdas Kucukemiroglu “lo que sucederá inicialmente es que la gente intentará convertir lo que tenga en dólares, oro o lo que represente un valor que no vaya a depreciarse” para, posteriormente, invertir la tendencia, “luego, el próximo año, la demanda comenzará a disminuir gradualmente, pero no va a ser de forma drástica” por haber tocado suelo para entonces. Pero como ya señalamos, los aumentos de la demanda de oro preocupan al banco central persa [2], y habrá que ver que medidas adopta entonces.

Un patrón que ya ha tenido lugar en el pasado, cuando la demanda de oro de Irán alcanzó su punto máximo en 2013 -después de entrar en vigor las sanciones impuestas entonces-, para pasar a desplomarse un 65% en los 3 años siguientes. Según datos suministrados por el World Gold Council, la demanda de oro se redujo a las 45.1 toneladas en 2016, la más baja en los últimos seis años y un 65% más baja del pico alcanzado en 2013.

Sin embargo, Kucukemiroglu encuentra un matiz distinto con lo sucedido en el pasado porque esta vez está acompañada con el debilitamiento de la moneda local, el rial. La demanda de lingotes y monedas de oro del país se triplicó con creces en el primer trimestre, cuando el rial tocó mínimos de récord frente al dólar estadounidense. Así que un rial débil y un crecimiento económico en desaceleración podrían provocar que los iraníes comiencen a vender su oro. “Si las sanciones se mantienen, la economía se empobrecerá” y el oro es una buena forma de obtener efectivo “cuando se necesita”.

Las sanciones de Estados Unidos sobre el comercio de oro en Irán podrían imponerse en 90 días, según estimaciones del Departamento del Tesoro de Estados Unidos, con restricciones financieras al “más alto nivel”, calificadas así por el propio Trump.

Y en este escenario, los comerciantes de oro en Turquía, que junto a los Emiratos Árabes Unidos suelen ser los principales proveedores, también podrían mostrarse reacios a suministrar oro a Irán. A principios de este año, un banquero turco fue condenado por ayudar a Irán a evadir las sanciones financieras de Estados Unidos y estas conductas punitivas también pueden repetirse en el futuro.

 

[3]