- OroyFinanzas.com - https://www.oroyfinanzas.com -

Aumenta la demanda de monedas de oro en Turquía

(OroyFinanzas.com) – Con apenas un mes para las elecciones y la constante depreciación de la lira turca, los tenderos del bazar más grande de Turquía confirman una mayor demanda de monedas de oro. “Los turcos tienen un comportamiento interesante: compran oro cuando los precios suben porque creen que va a subir más” señala Gokhan Karakan responsable de una oficina de cambio de oro en el corazón del Gran Bazar de Estambul. “La gente piensa que hay una tendencia y optan por comprar oro hasta que la incertidumbre termine”.

El viernes por la tarde, en el Gran Bazar, uno de los mercados cubiertos más antiguos del mundo, muchos clientes se acercaban a los distintos establecimientos para comprar oro, con la esperanza de que el metal mantenga su valor a medida que se desploma el valor de la lira. El precio del oro en liras es más caro que nunca, pero eso no disuade a los compradores, que buscan un refugio seguro en el oro. “A los turcos les encanta el oro”, confirma Tekin Firat, propietario y dueño de una tienda de oro en el bazar, “la gente piensa que nunca perderá en el largo plazo”.

No son sólo son los usuarios particulares los que están adquiriendo oro. Las reservas oficiales del país también han aumentado durante el año pasado [1]. El banco central no hace comentarios sobre su estrategia de compra de oro pero es evidente el esfuerzo realizado para diversificar sus reservas. Turquía importó 118 toneladas métricas de lingotes, por valor de $ 5 mil millones a precios de hoy, en los primeros cuatro meses de este año, la mayor cantidad en ese período, según datos proporcionados por la Bolsa de Oro de Estambul. El año pasado, las importaciones alcanzaron un récord.

Pero la cifra reportada puede ser engañosamente alta porque el banco central permite a los bancos comerciales depositar oro como parte de sus reservas. El año pasado, el gobierno lanzó una campaña para tratar de incorporar el oro de sus ciudadanos al sistema financiero del país, como están haciendo en la India. [2] Según Matthew Turner, estratega de Macquarie Group Ltd. en Londres, la mitad de las 216 toneladas recibidas desde comienzos de 2017 provienen de esta medida. “Parece que al gobierno le gusta la idea de mantener una mayor proporción de sus reservas en activos no relacionados con el dólar estadounidense”.

Además, en 2017, el banco central turco repatrió [3] sus 28,7 toneladas de oro, por un valor de alrededor de $ 1.200 millones, de las bóvedas de la Reserva Federal estadounidense. Una decisión excepcional que sólo ha ocurrido un puñado de veces en la última década. Desde 2011, Alemania [4], los Países Bajos, Hungría [5]y Venezuela repatriaron sus tenencias de oro de los Estados Unidos. “Tener el oro físicamente en casa permite a los países sentir que tienen el control de sus reservas”, apunta Brian Lucey, profesor de finanzas en Trinity Business School en Dublín.

[6]